21 de noviembre de 2005

ARETÉ

Estoy contento: pagué una deuda, o mejor dicho, cumplí una promesa. Un asado se hizo realidad, sin patas, sin luz, sin pala, con mucho humo, y dolor de cabeza en la mañana siguiente. No fue el mejor asado de mi vida, pero tal vez haya sido el más luchado.

Esto no busca ser un autoelogio. La intención es plantear que, lejos de resaltar una experiencia sobre la base de haber sido "la mejor" o "la peor", ese criterio es demasiado amplio y concede un enorme margen para que cada uno interprete qué es lo mejor y qué lo peor.

¿Cuál es el mejor asado? ¿El de mayor variedad de cortes? ¿El que nos encuentra más inspirados para comer y correr a confesarnos por gula? ¿El más divertido en el lugar más adecuado? Y podríamos seguir.

No hay un "mejor" asado. Hay asados que se destacan por la calidad de su carne, por el mérito del asador, por la abundancia de bebidas, por el oficio y la soltura del anfitrión o la anfitriona. Es difícil que un asado se destaque por todos estos rubros y más aún.

De la misma manera, una persona se destaca por uno o varios atributos, o dones, o virtudes, o como quiera llamárseles. Un ser humano enriquece a otro porque le muestra cualidades dignas de ser emuladas o por lo menos aprovechadas en el buen sentido, y a la vez recibe la misma impresión de éste.

Los griegos, como suele ocurrir, tenían una palabrita que englobaba las virtudes que un varón debía tener: "areté". El guerrero debía ser educado en la areté, que le permitiría volver victorioso del combate. Una casa que tenía areté estaba bien construida, era sólida y daba seguridad. El Aquiles de Homero fue la personificación de la areté.

La areté debería ser el faro de nuestros esfuerzos. Solo una personalidad virtuosa sobrevive a los obstáculos y las debilidades de este mundo en el que nos ha tocado en gracia vivir.

Ser perfecto es, en mi modestísima opinión, cumplir con lo que la propia naturaleza indica. Por eso podemos decir, por ejemplo, que Rosko fue perfecto. Cumplió su misión de perro y nos dejó (¿nos dejó?). Fue un perro con areté.

Si hubiera sido asador, Rosko habría hecho el asado perfecto y toda esta perorata no tendría sentido. Fue perro, y me dejó la posibilidad de aprender algo nuevo cada día junto a las brasas.

Cómo te extraño en cada asado, perrito mío...

4 comentarios:

Marce dijo...

Hay una cosa que no me quedó muy claro...areté?? es ser virtutoso??? o que requisitos debe cumplir una persona para tener areté???...si luego se aclara que cumplir con los objetivos la que vida nos puso en camino es ya tener areté???, existe el aretermómetro o como se llame para medirlo????yo tambien creo que mis clepatras tienen areté...pero la diferencia es que los perritos no pueden herir o molestar a un ser humano "aretetoso" con ninguna palabra....solamente con actos.. como por ej. morder, ladrar, etc. en definitiva, podrá ser el areté medido objetivamente??? o cuál es el límite entre lo aretetoso y lo no???
Quizas sea más facil decir que cada uno vive coherentemente.... y respetarlo por eso....mas allá de los méritos que necesita un soldado griego o de la nacionalidad que se elija....

MeryG dijo...

Este es el comentario del editor que más me gustó. Me encantó.

Coincido absolutamente en dudar de la existencia de lo 'mejor' y lo 'peor'. Además, creo que nadie es 'el mejor' o 'el peor' en nada, porque siempre habrá mejores y peores. Es por eso que me parecen tan peligrosas las comparaciones y las competencias 'absurdas'.

Yo no pude conocer a Rosko tan profundamente como me hubiera gustado, por lo tanto no podría acertar en la perfección del asado de Rosko.

Pero puedo, y quiero, afirmar que el asado del sábado fue excelente. Porque además de tener varias cualidades positivas, estuvo hecho contra 'viento' y 'marea', y lo principal: con ganas.

Porque a veces las ganas y la pasión por lo que hacemos es lo que nos da 'areté'. Simplemente.

PIQUETE, el bostero dijo...

PUEDO DECIR TRANQUILAMENTE QUE EL

ASADO DEL SÁBADO ESTUVO 10 PUNTOS!

PERO VOY A CAMBIAR UN POCO MI

DISCURSO. CONCUERDO CON GABRIELA

QUE EL ASADITO FUE HECHO CONTRA

" VIENTO Y MAREA “, ES POR ESO

QUE AL BAMBI " LE DOY 8

PIQUETES " , POR SU LABOR DEL

SÁBADO A LA NOCHE.

PD:

ME GUSTARÍA SABER LA RECETA

DEL DAIKIRI, para tenerla a

mano ante futuros eventos.

P _ _ _ _ _ _

chify dijo...

DAIKI: RON, AZUCAR, FRUTILLA O DURAZNO O LO Q SE TE OCURRA Y HIELO.
ponerse a pensar que es lo mejor y lo peor me parece una perdida de tiempo en lugar de disfrutar los momentos placenteros a cualkier escala.
lo que yo sí puedo decir, es q (sin pensarlo) ustedes son los mejores compañeros de trabajo q cualkiera puede tener. y con todos los defectos que nos caracterizan!!!!

palabras rebuscadas si las hay.... areté!!! yo tengo un arete en el ombligo....no es lo mismo??

esper que se repita el asado!

besos... la pase bomba